SIMIENTES PARA EL NOVILUNIO DE ARIES

 

 

La interiorización de las energias de Aries derramadas majestuosamente durante el plenilunio, nos revelan con el discernimiento de la “visión” trascendental, las sendas y las vias que conducen al auto-conocimiento y a la manifestación de la divinidad personal.

 

“Surjo y desde la mente rijo”, un camino hacia mi propia tierra, hacia los propios vehículos y manifestaciones, que radiados por la “comprensión” de una mente que crece hacia su manifestación consciente y  plena, aguardan las directrices con las que podemos empezar a “crear” las vias de fusión y unidad, tanto en el micro-cosmos como en su reflejo poderoso de los cielos.

 

Un pentágono de fuerzas altamente implicadas en la elevación de la conciencia sobre la tierra, se manifiestan estos días a través del distribudor Aries.

 

El sol, la Luna, Venus, Mate y Urano concentran su energia sobre los éteres de la tierra, conduciéndonos a una interiorización del concepto “visión” que es primordial en la exteriorización de este nuevo sistema femenino y mental.

 

El principal agente de estos tiempos Venus, manifestación femenina por excelencia, y fuerza que derrama sus directrices a través de la inteligencia activa del Ángel Solar de la tríada superior, cataliza la reunión de agentes y vehículos destinados a la manifestación completa de un “escenario” o una tierra de Amor donde regar la siembra de las causas acuarianas del nuevo sistema.

 

Con su “experiencia” materializada en una vuelta superior de la espiral, concentra los caminos y recursos donde la mente entrenada puede gestar la manifestación y materialización de los aspectos y dones divinos,que en un creciente y estimulante “conocimiento” y búsqueda, están revelando el potencial creador necesario de la humanidad.

 

Tras los tránsitos elevados y la actividad constante de la mente superior en temporadas pasadas, las puertas ancestrales de la tierra, los escenarios sagrados donde todo puede y debe concretarse, se vinculan al proceso de crecimiento ofreciendo la “senda” hacia la ancestral magia de la manifestación, donde el ceremonial o las bodas celestiales entre la Madre y el Padre, gestan la fusión y la unión de fuerzas creadoras.

 

El impulso del instinto humano y planetario es reconocido por la actividad solar del Ángel de la Presencia, que en el entregado servicio a este tiempo de descubrimiento personal, reconoce las energias y las inercias donde debe comenzar su trabajo.

 

El destello intuitivo emergente del Plan, (sólo parcialmente sentido por los elevados tránsitos de la mente abstracta), reconoce ahora vibrantes escenarios donde ser exteriorizado, donde comenzar a concretarse gestando la magia y ceremonial que conduce al entendimiento de las fuerzas y agentes, a la conexión con el bioritmo de todas las energias disponibles, al tránsito y a la apertura de los viajes ancestrales que custodian el conocimiento eterno de las edades de los hombres.

 

La luna imagen y reflejo de la forma y la personalidad como vehículo, nos muestra como nuestros escenarios más densos custodian la semilla de la esencia espiritual viviente.

 

Nos conduce al conocimiento y la revelación de su sagrada esencia donde sus centros activos individuales y planetarios generan la fuerza incluyente que gesta la existencia, y donde bajo el “gobierno” de la mente liberada que crece hacia la comprensión de su poder, todo el reino sutil y solar ha de ser conducido a la manifestación material.

 

En conjunción con Marte y Venus nos brinda la oportunidad de sacralizar el mundo inferior, de observarlo desde la fuerza de 6º rayo idealismo y devoción (distribuida por Marte) donde el amor es capaz de abrir sus puertas hacia la entrega total de su nueva manifestación, creando unos lazos poderosos que ponen a nuestra disposición los vehículos materiales necesarios para la manifestación de la conciencia superior a través de nuestra personalidad y para la consagración de todos los reinos materiales a la causa sagrada del nuevo tiempo.

 

Los pares de opuestos se reconocen e inician su intercambio y síntesis activando el centro creador, la Quinta Esencia humana donde el instinto, el intelecto y la intuición empiezan a trabajar como un solo agente común divino.

 

Urano sigue insuflando su fuerte influencia en este tiempo y va quebrando las estructuras o tendencias antiguas de la mente agilizando y revitalizando su capacidad y poder de creación.

 

La interiorización del novilunio de Aries, el silencioso encuentro con la semilla que resurge en el vientre oscuro de todas las fuerzas antes de la actividad, la devoción y el amor por todos los agentes inferiores y superiores conectados al bioritmo cósmico, nos brinda la oportunidad durante estos días de un maravilloso trabajo desde donde emerger al sagrado conocimiento del hombre-dios, que resurje desde los niveles más densos…y que es capaz de comprender que todo es Uno.

 

A través de la aceptación y la entrega a los propios misterios las tendencias sagradas de todos los reinos pueden “percibir” su divina semilla.

 

Puede iniciarse así la capacidad de conducirse por los tránsitos y puertas silenciosas del pasado, encontrando en ellas la fuerza y la energia que concentra la manifestación total del reino del cielo en la tierra.

 

“Lo que yo te digo en la oscuridad, háblalo tú en la luz”

 

Namasté

 

Anabel.C.Huertas

Esta entrada fue publicada en Astrología y etiquetada , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s